Actividades

domingo, 19 de junio de 2016

Una noche en "El Clip"

Aprovechando la presentación del libro "Sierra de Gádor: Patrimonio natural e infraestructura verde de Almería", coincidimos Entomofílico, Viñalarga y yo en un conocido pub de Dalías. Bueno lo de coincidir es una licencia porque realmente fuimos juntos. Y allí con un "gintonic" en la mano nos pusimos poéticos. Abundaba Entomofílico en la importancia de las faenas en nuestra agricultura. Echando mano de una célebre teoría fisiológica destacaba la necesidad de controlar los crecimientos improductivos de las plantas. Por ejemplo una vara sin pimientos en todo su recorrido. Osea, hay que destallar para evitar ese crecimiento vano y mantener una presión adecuada sobre la producción de tallos para forzar una arquitectura de la planta suficientemente correcta. La teoría, antes citada, es la de la distribución de los metabolitos en la planta desde una fuente productiva (principalmente hojas) y un sumidero (principalmente los frutos), muy claramente establecida en el mundo científico.
Pero, Viñalarga siempre tiene un pero, la ley de los rendimientos decrecientes nos guia por un camino mucho menos animosos. Pudiera ser que el trabajo requerido para ese control arquitectónico de la planta nos haga incurrir en costos marginales con beneficio marginal negativo. Y como el otro, también tenía razón.
Conclusión, bajo los efectos de unos "gintonics": Puede que el fervor por aumentar el número de kilos por metro, aunque en principio se supone bueno, no sea tan beneficioso para la economía de la explotación y hay que poner "siempre" un ojo en el capítulo de gastos, y en este caso concreto, de costo  y benefício mmarginales.
Que la fisiología vegetal y las teorías microeconómicas nos guien.

Desentierro un clásico muy mal tratado por las recopilaciones de música de los años ochenta y que siempre mereció mejor suerte porque está claramente infravalorado.

jueves, 16 de junio de 2016

De nódulos y Rhizobium

         El amigo Licopeno 74 me manda estas fotos junto con un comentario : " Desde hace tres años se observan este tipo de síntomas, que en un principio dan la sensación de una carencia de zinc, como se observa en la segunda foto. Al evolucionar el cultivo se observa, foto 3, diferentes tipos de decoloraciones así como deformación de las vainas, quedando inservibles para su comercialización. Estas plantas presentan, foto 1, nódulos en la raiz.
        Las plantas que no tienen nódulos radiculares no presentan sintomatología en la parte aérea. "

   



   El hecho de que las plantas con daños presenten los nódulos radiculares, mientras que aquellas sanas no presenten nódulos hace pensar de la relación entre los daños y los nódulos. No obstante, todo hace indicar que los nódulos son formaciones inducidas por Rizobio, es decir, aquellas bacterias capaces de fijar nitrogeno atmosférico al asociarse mediante simbiosis con diferentes plantas, principalmente leguminosas  y cuyo resultado es beneficioso para el cultivo.








Para mas misterio, según me cuenta Licopeno 74, este cultivo suele estar bien fertilizado, con un abonado equilibrado, y la aparición de nódulos por rizobio aparece en suelos con escaso nivel de nitrógeno, que no es el caso.
Desconozco si existe algún patógeno capaz de producir nódulos radiculares y que interfieran en la desarrollo del cultivo de la judia. Nada pude leer que diga que el rizobio interfiera en la nutrición de la planta, muy al contrario, toda la literatura destaca los beneficios que provoca en la nutrición y evolución del cultivo.
Son muchas las veces que encontre nódulos por rizobio y nunca daños asociados.
Son los nodulos directamente los causantes de los daños?
Los resultados de laboratorio nos despejará dudas, pero..... si son nódulos por rizobio...el misterio continuará.

martes, 14 de junio de 2016

Fusarium radicis-cucumerinum

Esta enfermedad, de la que ya se habló antes en el blog de pasada afecta al menos a pepino y a melón. Fué descrita de Grecia en pepino (1996) y posteriormente en mélón (2005), en España se detectó en 2001 . La raíz principal, así como muchas raices secundarias y la porción basal del tallo presentan una decoloración marrón en los haces vasculares. Las plantas jóvenes suelen morir rapidamente en tanto que las grandes suelen sufrir marchitamiento y amarilleamiento progresivo, aunque el final es el mismo.Pueden presentar un chancro basal en el tallo que puede extenderse hacia arriba hasta 40 cm. En tiempo húmedo puede aparecer una masa de conidias de color rosaceo en las zonas necróticas. La lucha química hasta ahora no ha sido demasiado eficaz. Se ensaya la actividad de algunos organismos del suelo contra esta enfermedad devastadora. La desinfección del suelo no parece acabar con el problema.

jueves, 9 de junio de 2016

Botritis en el pie del pimiento

No es algo común, por eso lo pongo. Esta planta de la foto se ha marchitado por unas infección provocada por pudrición gris en el primer nudo. Se ve que ha colonizado la hoja y a partir de ella ha conseguido llegar al tallo. Es raro en este tiempo de humedades relativas bajas aunque este suelo de rio es más húmedo que la mayoría. La foto es mala pero a simple vista se observaban los inconfundibles conidios y conidióforos de esta especie polífaga. Es una anecdota creo.

domingo, 5 de junio de 2016

Vilmorin-Andrieux--Sidecars

Desde la antiguedad el hombre ha seleccionado plantas y animales para su mejor aprovechamiento. Se trataba, en un principio, de escoger los mejores individuos de entre una gran cantidad de ellos. Es lo que se denomina "selección masal".
En el siglo XIX un joven frances perteneciente a una notable familia de seleccionadores de plantas introdujo la selección por "pedigree" que controla las variedades híbridas desde la primera generación segregante mejorando así el esfuerzo del selector en un sentido determinado. Se llamaba el hombre Louis de Vilmorin. Su bisabuelo Pierre Andreux fundó la compañia que todos conoceis y que pasó a denominarse Vilmorin-Andreux cuando su abuela se casó con su abuelo, un botánico de nombre Philippe Victorie Lebeque de Vilmorin.
En su obra Note sur la creation de unanouvelle race de betterave et consideration sur l´héreditè des plantes Louis de Vilmorin estasbleció las bases de la teoria moderna de la industria de las semillas. El mérito de esta familia fue combinar ciencia y negocios, que le llevó a ser la compañía número 1 de semillas hasta la primera guerra mundial.

viernes, 3 de junio de 2016

Pythium aphanidermatum (Edson) Fitzp.

Es una especie termófila muy patógena sobre pepino, sandía, melón, pimiento, judía y berenjena. No es patógena en calabacín. Produce "damping off" en plántulas pequeñas. En plantas grandes de pimiento produce marchitamiento reversible, reducción del crecimiento y necrosis radicular reducida. Cuando se inoculan plantas con este hongo no se produce chancro en la base del tallo (foto 1). Por contra cuando se inocula Phytophtora capsici se produce marchitamiento irreversible en pocos dias, necrosis radicular extensa, necrosis en
haces vasculares y chancro en la base (foto 2).
El problema aparece en el campo, tanto la asfixia radicular, la infección con Phytophthora y la infección con P. aphanidermatum producen síntomas similares: necrosis radicular, necrosis en los haces vasculares, chancro en el pie de la planta, reducción del crecimiento y muerte. El tratamiento contra ambos hongos es similar, no así contra la asfixia que es una fisiopatía no bien caracterizada aún.
En judía perona larga producen uno síntomas muy característicos, el principal una hipertrofia de la base del tallo. La judía tipo emerite es más resistente a este hongo.

miércoles, 1 de junio de 2016

¡¡¡Vaya, los melones se rajan!!!

Una fisiopatia muy común y para la que se han inventado muchos remedios que casi nunca funcionan. ¿Por qué? Porque las causas son muy variadas:
-En primer lugar hay que decir que el rajado es una tendencia natural en el melón para que se dispersen sus semillas y que tiene componentes genéticos con lo cual la selección varietal tiene su importancia.
-Diferencia de temperaturas amplia entre nocturnas y diurnas.
-Fertilización nitrogenada excesiva en las fases finales del cultivo.
-Alta incidencia de radiación solar sobre el fruto.
-Infecciones bacterianas y/o fúngicas.
-Densidad de plantación.
-Manejo del riego en esas fases finales.
-Y sobre todo, tiempo húmedo y presión radicular elevada y luvia, que van unidos.
Ya de mi cosecha, la textura del suelo es fundamental de tal forma que en suelos ligeros raramente se rajan, en tanto que en los pesados son más proclives.
Sobre estas causas hay que actuar. Un buen análisis del rajado lo podeís encontrar aquí en ingles: Hortechnology.

domingo, 29 de mayo de 2016

El haba de Calabar

Los rios Cross, Calabar y Gran Kwat son las venas de un sistema de zonas húmedas de más de 50000 kilometros cuadrados cerca del delta del rio Niger. Antes de la llegada del ferrocarril a Port Hancourt, la ciudad de Akwa Akpa (Calabar) era el principal puerto de comunicación de toda la zona con occidente. Fué importante en el comercio de esclavos hasta el siglo XVIII. De esa época data el relato del cirujano de la marina británica W. Daniell en 1846.
Eran comunes en aquella ciudad las ordalías o juícios de Dios, la mayoría relacionados con delitos de brujería o similares. El hechicero de la tribu proporcionaba un número determinado de habas al acusado, el cual las tenía que ingerir. Quien las tragaba sin miedo solía sufrir un violento ataque de vómitos por el emético (atropina) de la cáscara del haba. Sin embargo el que las tragaba con miedo porque era culpable lo hacía despacio liberando el emético poco a poco y dando tiempo al veneno para actuar y matar al acusado.
Los síntomas: nauseas, vómitos y diarrea en los "inocentes" y contracciones musculares, constricción de las pupilas y muerte por parálisis respiratoria en los "culpables".
Los responsables de estos síntomas son los alcaloides y principalmente la fisogtismina, muy utilizada hoy en día en oftalmología. Y se llama fisostigmina porque el nombre del haba de Calabar o mejor de la planta que las produce es Physostigma venenosum, una leguminosa rastrera que se cría en esas latitudes.

martes, 23 de febrero de 2016

De aquellos lodos....

Ahora seguimos padeciendo las consecuencias de las lluvias torrenciales de este pasado otoño. En las fincas que hubo entrada de agua los pimientos sufrieron las consecuencias. La mortandad en esas zonas fué alta. Com la tierra no se ha secado existe una cantidad grande de inóculo de Phytophthora capsici. Ya sabemos que estos "hongos" infectan las plantas mediante zoosporas nadadoras. En estas tierras la carga de inóculo es muy alta y aparecen problemas a pesar del gran número de tratamientos con antimildius que aplicamos. Lo normal es que se sigan marchitando plantas a lo largo del cultivo. En verano, sin embarg,o será muy fácil de disminuir el inóculo puesto que en nuestras latitudes esta especie no presenta formas de resistencia.

martes, 16 de febrero de 2016

Epitrix papa--Pulguilla de la patata

La mayoría de los lectores de este blog no tienen cultivo de patatas, pero hay algunos. Y aquí estamos con el !ay¡ en la boca porque ya estamos rodeados. Esta especie que originalmente se detectó en Portugal se encuentra ya en varias provincias españolas y cerca de la nuestra parece que en Sevilla y en Murcia. Los efectos de esta plaga son desvastadores y la lucha contra ella es muy complicada. No parece que haya productos registrados para este escarabajo. inicialmente se confundió con otra especie americana E. similaris pero de forma extraña esta no se ha descubierto hasta que ha llegado a Europa.
 Suelen agujerear las hojas y hacer galerias superficiales en el tubérculo. El problema podría aparecer ampliado porque ataca a otras solanáceas como berenjena y pimiento. Yo ando vigilante por las plantaciones de papas de la zona y, por suerte aún no he visto síntomas. Quien quiera saber más puede leer esta hoja divulgativa del ministerio. Las fotos son del artículo donde se describe esta especie como nueva

domingo, 7 de febrero de 2016

Contra araña roja: Cyflumetofen y cyenopyrafen...en el futuro

Que estamos escasos de medios de lucha contra la araña roja es algo que todo el mundo sabe. Llevamos muchos años sin que aparezca ninguna materia activa nueva, las antiguas no están siendo suficientemente efectivas y el control biológico presenta resultados incongruentes. El ciflumetofen es una materia activa desarrollada por Otsuka Agritechno Co. y que en algunos paises ya comercializa BASF. Es bastante selectivo para ácaros inhibiendo uno de sus metabolitos (AB-1) el complejo II de las mitocondrias a muy baja concentración. Pertenece al grupo 25 del IRAC.
Al igual que el cyflumetofen, el cyenopyrafen es otro derivado del thiapronil y de características acaricidas similares. Igualmente es tá en fase de registro en algunos paises.
Ambos acaricidas presentan resistencia cruzada con un gran conocido nuestro ya cadaver, el Sanmite.
Pero hace falta que se registren pronto para tener más herramientas.

jueves, 4 de febrero de 2016

El injerto en melón....otra vez

El injerto en melón más común es el de aproximación. Realmente es un falso injerto puesto que no se cortan los dos pies sino que conviven. En un injerto verdadero hay que eliminar el pie de la variedad. Lo cierto es que la débil compatibilidad de la calabaza híbrida que se utiliza mayoritariamente (cada vez menos) como patrón tanto en melón como sandía hace que no sea aconsejable cortar el pie. Cuando se corta aparecen plantas con faslta de desarrollo vegetativo y este es muy variable dentro de una plantación. Bueno, esto es el pasado. En los últimos años la utilización de nuevos patrones en melón y pepino con una compatibilidad mayor con la variedad hacen que se estén extendiendo los injertos adosados, esto ya si son verdaderos injertos con lo cual el patrón se puede seleccionar para características distintas de la variedad, por ejemplo Fusarium el patrón y ceniza la variedad. Seguiemos mejorando.
En la foto injerto de aproximación a la izquierda, adosado a al derecha. misma variedad, distinto patrón.

sábado, 30 de enero de 2016

ToCV en pimiento....¡por si acaso!

No es un virus muy común en el pimiento pero en el tomate está muy extendido y hay que estar atento cuando hay gran infectación de mosca blanca. Los síntomas son parecidos a los que se presentan en el tomate. Que afectaban a pimiento ya fue puesto de maniofesto por la gente de La Mayora de Málaga allá por el año 2004. Después hicieron una búsqueda en plantaciones comerciales en las cuales se detecto una presencia escasa, mucho menor que en tomate.
Este virus es un Closterovirus perteneciente al género Crinivirus descrito en 1998 y transmitido de forma semipersistente por las dos especies de mosca blanca que tenemos por aquí.
Los síntomas son característicos:
1-Clorosis internervial
2-Enrollamiento hacia arriba de las hojas intermedias
3-Hojas con terminación anormal, puntiaguda
4-Frutos de tamaño reducido
Por esto algunas de lñas plantas que se ven mal en las zonas muy infectadas de mosca podrían estar infectadas con este virus. Ahora mismo no es un problema en los cultivos de pimiento pero quién sabe en el futuro.
Las fotos son del trabajo original de Fortes, Moriones y Navas-Castillo enlazado más arriba.

sábado, 16 de enero de 2016

El difícil control de la pudrición gris

Llevamos unos años con suerte debido a que la meteorología nos ha favorecido contra la segunda enfermedad fúngica más importante en el mundo. Cuando aparezcan inviernos húmedos no será tan fácil. Ya hay escritos varios artículos sobre los hongos en general y éste en particular, por ejemplo éste de Entomofílico del año pasado. En este otro explica el problema de la resistencia de los hongos a los fungicidas. Quizás sea útil leerlo antes de seguir con el de hoy.
La botritis es difícil de combatir porque cuando la humedad satura los invernaderos se desarrolla muy rapidamente y si no se puede ventilar tenemos que echar mano de los fungicidas. Pero este hongo es fabuloso para resistirse al efecto de ellos. No solo presenta cepas resistentes a cada uno de los grupos de fungicidas que existen sino que además han aparecido cepas denominadas MDR (Multi Drug Resistance) que utilizan un mecanismo de expulsión rápida del fungicida de dentro de las celulas del hongo, con lo cual su eficacia se ve muy disminuida. Si vemos el gráfico inferior donde se indica el factor de resistencia para un gran número de materias activas, se observa que para la cepa MDR 3 solo estaría libre de resistencias un solo fungicida, el tiram que, por cierto, ya no se puede utilizar.
Esto se ha estudiado en viñedos franceses, que es donde van más avanzados. Nosotros, de hecho no sabemos que cepas resistentes existen en nuestros invernaderos porque no es lo mismo pelear con resistencias específicas que contra estas cepas MDR.
Para complicar más las cosas se ha descubierto una nueva especie B. pseudocinerea que es inherentemente resistente al Teldor (fenexamida), no sabemos si existe aquí ni que cultivos puede atacar.
Para los sitios donde si se conozcan las causas de resistencia los franceses han desarrollado un esquema de lucha química:
Si algún "flipao" quiere saber más, la tesis de la doctora Anne-Sophie Walker es un buen principio.
Algunos apuntes prácticos:
1-La ventilación del invernadero es el factor primordial, hasta donde se pueda.
2-Se puede optar por intentar el control biológico.
3-El exceso de nitrógeno en el abonado aumenta la botritis.
4-Los abonados ricos en calcio y en potasio disminuyen su incidencia.
5-Los tratamientos foliares con aminoácidos son contraproducentes si utilizamos fungicidas que interfieren la síntesis de metionina.

martes, 12 de enero de 2016

¿Pimientos resistentes a nematodos?

Casi todo el mundo conoce ya las variedades de pimiento que son resistentes a batatilla. Es esta una plaga muy común en tierrsas viejas y que produce una notable pérdida de producción lo que obliga a desinfectar anualmente con dicloropropeno. Es por esto que la introducción de estas variedades es un gran avance. Además el que cada año aparezcan nuevas permite elegir la que más se adapte a nuestra finca. De todos modos este año se habrá observado que la resistencia era un poco más débil que en años anteriores.
Se han descrito varios genes que proporcionan resistencia, para ser exactos nueve, a saber N, Me1, Me2, Me3, Me4, Me5, Me6, Me7, Mech1 y Mech2) todos ellos presentes en el cromosoma 9. Teóricamente son estables  al calor, pero yo creo que este año las temperaturas altas del verano han jugado una mala pasada y han reducido la resistencia.
Aunque no son los mismos genes en el gráfico se ve la evolución de la resistencia a nematodos en plantas de tomate con el gen Mi. 82 ºF son 27,8 ºC y 89 ºF son 31,7 ºC.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...